Autobronceadores. ¿Qué son, cómo funcionan y cuáles son los mejores del mercado?

El autobronceardor es la mejor alternativa para lucir un moreno perfecto desde principio de verano, sin haber pisado la playa ni la piscina. Y sobre todo, sin haber expuesto a la piel a las radiaciones solares.

Hoy en día los autobronceadores son capaces de similar el tono tostado que adquiere la piel después de unas vacaciones de playa o utilizar las cabinas de rayos UVA, sin todos los riesgos que eso conlleva, incluido el envejecimiento prematuro de la piel y algunas enfermedades que no nos gustan nada. En los últimos años han mejorado considerablemente su composición para que la aplicación sea más fácil y uniforme, la absorción más rápida, el tono más luminoso y natural, alejado del tono naranja y artificial que dejaba hace unos años.

¿CÓMO FUNCIONAN LOS AUTOBRONCEADORES?

Los autobronceadores están compuestos por azúcares como la dihidroxiacetona (DHA) o la eritrulosa. El tono que puedes conseguir dependerá de la fórmula y el porcentaje de estos activos en el producto.

Cuando la dihidroxiacetona entra en contacto con la epidermis se produce una reacción química que tiñe las células muertas de la piel. Estas células están destinadas a caerse en los próximos días, de ahí que su efecto no sea muy duradero.

Los autobronceadores no estimulan la melanina de nuestra piel por lo que no ofrecen ningún tipo de protección solar, así que no olvides de seguir aplicando tu protector solar como de costumbre.

¿CÓMO APLICARLOS CORRECTAMENTE?

La clave para conseguir un tono uniforme es una buena exfoliación antes de aplicar el producto. Evita que el tono quede a ronchas y opaco. Durante el proceso conviene incidir más en las zonas rugosas que además tienden a acumular más células muertas,como codos, rodillas o tobillos, que en consecuencia a coger un tono más oscuro.

También se recomienda repetir la exfoliación a los cuatro días para devolver la uniformidad al color. No tengas miedo a que el color se vaya, pues lo que conseguirás con la exfoliación será darle un aspecto más bonito.

El bronceado se consigue de forma progresiva y normalmente es suficiente con aplicar el producto en días alternos hasta conseguir el efecto deseado y mantenerlo aplicándolo una vez a la semana.

En el caso de que tengas problemas de hiperpigmentación, no temas a usar autobronceador. No resaltará las manchas porque hay una solución muy fácil: ayuda a disimularlas igualando su color con el tono de la piel aplicando una ligera capa de vaselina justo sobre la mancha antes de extender el auto bronceador.

¿QUÉ TEXTURA ESCOGER?

En crema, espuma, spray, bruma, aceite o sheet mask. Cada mujer tiene una fórmula ideal. Las cremas y aceites son perfectas para pieles secas y muy secas. Por su parte, las espumas son mejor para las pieles grasas o mujeres que tienen poco tiempo, el spray es el idóneo para llegar a todo el cuerpo y las sheet mask, para las perfeccionistas del bronceado facial.

AUTOBRONCEADORES RECOMENDADOS

ESPUMA AUTOBRONCEADORA St. Tropez

Si quieres empezar con una apuesta más que segura y eficaz, opta por un bronceador St. Tropez, una marca especializada en autobronceadores que es ya toda una institución entre las fans del fake tan. Aún así, de entre todos sus productos, uno de los mejores es el Self Tan Express. Se aplica como una espuma y se empiezan a apreciar resultados en una hora. Cuanto más tiempo lo dejes actuar, más oscurecerá el tono de tu bronceado: una hora para un bronceado ligero, dos para uno medio, y a partir de tres para un bronceado intenso.

AUTOBRONCEADOR EN MOUSSE St. Moriz

Los autobronceadores St. Moriz son perfectos para empezar a introducirte en el mundo del autobronceado. Se venden por menos de 10€, son fáciles de aplicar, y sus resultados son buenísimos. Se trata de una espuma que hay que trabajar mediante movimientos circulares en la piel por todo el cuerpo. No huele demasiado fuerte y su acabado de moreno natural te gustará.

AUTOBRONCEADOR AVENE SOLAR GEL HIDRATANTE

El autobronceador de Avène en formato gel proporciona un resultado natural y fácilmente graduable. Con poca cantidad es suficiente, se distribuye adecuadamente y tiene un efecto refrescante muy agradable.

EL AUTOBRONCEADOR ADITTION CONCENTRÉ ÉCLAT DE CLARINS

Este producto es el secreto mejor guardado de muchas fans del autobronceado: unas gotitas de este producto en tu crema hidratante habitual y conseguirás un bronceado súper natural y progresivo. Voilà, buen color durante todo el año.

BIODERMA PHOTODERM SPRAY AUTOBRONCEADOR

El spray autobronceador de Bioderma está especialmente formulado para pieles sensibles, se seca al instante de aplicarlo y en definitiva, el tono que adquiere la piel al aplicarlo es precioso. Vale la pena.

Deja un comentario